viernes, 17 de junio de 2011

amanece


Amanece rojo el sol,

encendido en mi pecho.


Quisiera ser ave y abrazar tu tristeza,

y aunque el viento me empuja

queda mi aliento en tu compañia.





6 comentarios:

Janeth dijo...

Preciosos versos,.....Me hacen muy feliz estos reencuentros que la vida me proporciona....de pronto. Haciéndome descubrir, sorpresivamente, en un puerto cualquiera a un alma afin...."familiar".... que el destino acerca en el momento oportuno.

Patricia San Nicolás dijo...

:)

TORO SALVAJE dijo...

El aliento es mucho para alguien que está triste.

Besos.

sunny dijo...

saludos janet,
la voluntad de compartir
expande nuestros horizontes

un abrazos

sunny dijo...

saludos patricia,
q tus dias sean brillantes!

sunny dijo...

hay q cuidar el corazon, toro...

cariños