lunes, 23 de junio de 2008

noche de san juan

La noche está encendida,
y en círculos las risas se enredan.

En la luz nocturna
vuelan alegres las chispas al cielo.

Mi fuego sigue prendido
abrasando el aire.

4 comentarios:

Carlos dijo...

El fuego interno es el que nos mantiene vivos.

Gracias por pasar por mi blog.

Un beso grande.

runner48 dijo...

la luz interna que nos alumbra el camino...siempre encendida...

sandra rubio dijo...

me gusta ese verso, la risa y los círculos, tremendamente hermosa conjunción en perfecta armonía....y todo lo que esconde o deja entreveer.

Un saludo!

el escríba dijo...

Danza ancestral del hipnotizador fuego chispeante. Thanks! por la prolongación del tema en post de psiconautam! interesante y pendiente de tus transportadores escritos.