jueves, 10 de julio de 2008

río

Baja el río de agua clara,
batiendo en las rocas
mis pensamientos.


Me sumerjo,
mis células se vuelven transparentes.

El cauce forma bañeras de piedra,
con brillos cristalinos.

Un muchacho moreno
nada en el agua fría.

6 comentarios:

el escríba dijo...

Muy acuatico y apropiado,ya que somos en mayor parte,de este elemento. Felicidades por tu magnetismo!

el escríba dijo...

vaya! pinchas psiconautam en el google y salen portales directos a la hija del jaguar. buena difusión

Carlos dijo...

El río, el agua, todo fluye para impulsar la vida.

Un beso.

cuentosbrujos dijo...

Sublime¡¡¡
te descubro con el enlace de tu comentario en cuentos brujos
saludos

Tanhäuser dijo...

Panta Rei decía Heráclito.
Fascina la inmovilidad móvil de los ríos, ¿verdad?
Besos

Una ET en Euskadi dijo...

Bueno, yo también llegué aquí por casualidad...y no me arrepiento. Tu poesía se me apareció en la mente como una imágen, una postal